Visitas del Delegado General para la OCDS

Visitas del Delegado General para la OCDS

Durante los meses de enero y febrero, fr. Alzinir Debastiani, ocd, delegado del P. General para las comunidades del Carmelo Seglar, ha realizado dos importantes visitas a la OCDS.

La primera de ellas tuvo lugar en Croacia, entre el 27 y el 30 de enero de este año, por invitación del P. Sreko Rimac, ocd, Provincial, y la realizó en compañía del P. Dario Tokic, ocd.

Juntos visitaron a las comunidades OCDS de Zagreb, Split y Krk, además de a las monjas carmelitas descalzas de Brezovica.

Particularmente importante fue la reunión con los estudiantes carmelitas descalzos y los asistentes de las diversas comunidades, a los cuales el delegado del P. General presentó la realidad actual de la OCDS en el mundo, sus necesidades y la importancia de acompañarlas y colaborar con ellas en la misión apostólica de los frailes.

Existen en Croacia dos comunidades ya erigidas: Sombor y Zagreb-Remete, aunque esta última ha sido dividida en dos el pasado año por el elevado número de sus miembros. Existen además otras comunidades en formación: Split y Krk. En Sofía, Bulgaria, existe otra comunidad dependiente de la Provincia y nacida a finales de los años 60 en torno a las monjas. Con la dureza del régimen comunista vivían su consagración a escondidas. Gracias a Dios, a partir del año 2000 la comunidad reinició una actividad normal y actualmente cuenta con ocho miembros.

Cerca de Zagreb existía una floreciente comunidad en Lasinja. Los desastres de la guerra de los años 90 causaron grandes daños humanos y materiales, y dispersaron a los habitantes de dicha zona. Dios quiera que pueda reconstruirse algún día esta fraternidad.

Posteriormente el P. Alzinir Debastiani visitó entre el 11 y el 12 de febrero las comunidades OCDS de Cerdeña, pertenecientes a la Provincia de Italia Central. El sábado 11 se reunieron en el monasterio de Carmelitas descalzas de Nuoro representantes de las comunidades de dicha ciudad, Ozieri y Bosa. El domingo tuvo lugar el encuentro con las comunidades de Cagliari-S. Isidro y Pula, así como algunos miembros de la nueva comunidad que se está constituyendo en Cagliari.

Hubo tiempo para compartir, en ambiente de fraternidad, las actividades de cada comunidad, reforzando los lazos que unen a todos los Carmelitas seglares sardos en la misma vocación al Carmelo teresiano. Dios quiera que lleguen nuevas vocaciones, tanto a la OCDS como a los frailes y las monjas de Cerdeña.